22 junio, 2024 06:10
booked.net

Resueltas las dudas sobre la construcción de las pirámides de Egipto

La profesora de la UNCW, Eman Ghoneim, estudia la topografía de la superficie de la sección del  antiguo Ramal fluvial Ahramat ubicado frente a las Pirámides de Giza y la Gran Esfinge. / EMAN GHONEIM/UNCW

Unos 4.700 años después de que se iniciara la construcción de las pirámides de Egipto, incluida la pirámide de Giza, un grupo de investigadores ha revelado que éstas se podrían haber construido a orillas de un afluente ahora desaparecido del río Nilo, por el que se habrían trasladado los materiales y piedras utilizados.

La nueva evidencia sugiere que este ramal fluvial de 64 kilómetros se utilizó para transportar materiales de construcción a las pirámides, que se levantaron durante un periodo de 1.000 años. Esto explicaría por qué las pirámides están ubicadas en lo que ahora es una estrecha e inhóspita franja del desierto del Sáhara.

Las pirámides se construyeron gracias a un río

“Quienes estamos interesados en el Antiguo Egipto sabemos que los egipcios debieron de utilizar algún tipo de vía fluvial para construir las pirámides y los Templos del Valle; pero nadie tenía clara la ubicación, forma y tamaño de estos cuerpos de agua, así como la distancia que los separaba de los monumentos”, explicó la geóloga Eman Ghoneim, de la Universidad de Carolina del Norte en Wilmington, EE UU.

Ghoneim y sus colegas estudiaron imágenes satelitales para encontrar la ubicación de un ramal que pudo haber fluido junto a la meseta del desierto occidental, muy cerca de las pirámides.

Luego utilizaron estudios geofísicos y núcleos de sedimento para confirmar la presencia de extintos canales del río debajo de la superficie de tierra actual.

Mediante el uso de imágenes de satélite de radar, mapas históricos, estudios geofísicos y sondeos de sedimentos, el equipo descubrió el ramal Ahramat, un río de aproximadamente 64 km de largo y entre 200-700 m de ancho, que se cree bordeaba 31 pirámides construidas entre hace 4.700 y 3.700 años.

Los investigadores consideran asimismo que el gran tamaño y la longitud extendida del ramal Ahramat, junto con su proximidad a las pirámides, implican que fue una vía fluvial de gran importancia que pudo haber sido crucial para transportar las enormes cantidades de materiales de construcción y mano de obra requeridos.

Asimismo, creen que el ramal Ahramat habría tenido un nivel de agua alto durante la primera parte del Reino Antiguo, especialmente durante la Dinastía 4, como lo demostraría la elevada altitud y la gran distancia desde la llanura de inundación de las pirámides de ese período.

Por último, el descubrimiento subraya la importancia del Nilo como arteria de transporte y cultural para los antiguos egipcios y destaca cómo las sociedades humanas históricamente se han visto influenciadas por los cambios ambientales.

La proximidad del ramal Ahramat a los complejos de las pirámides implica que estuvo «activo y operativo durante la fase de construcción de estas pirámides».

Los investigadores creen que los antiguos egipcios pudieron haber aprovechado la energía del río para transportar los pesados bloques, reduciendo la dependencia de la mano de obra humana.

 

“Hemos creado el primer mapa de uno de los principales afluentes antiguos del Nilo, y nuestra investigación lo conecta con la mayor parcela de pirámides de Egipto”, añadió Ghoneim.

Afluente extinto del Nilo

Los autores sugieren que la acumulación progresiva de arena arrastrada por el viento, junto con una importante sequía que inició hace aproximadamente 4.200 años, podrían explicar la desviación del ramal hacia el este y su eventual encenagamiento.

En un artículo publicado en la revista científica ‘Communications Earth and Environment’, los investigadores explican: “Pudimos identificar segmentos de un afluente extinto del Nilo, que hemos nombrado ramal de Ahramat, y que fluía junto a la meseta del desierto occidental, donde se erigieron la mayor parte de las pirámides”.

“Muchas de las pirámides, que datan de los Imperios Medio y Antiguo, tienen calzadas que llevan al cauce del afluente y finalizan en los Templos del Valle, los cuales podrían haberse utilizado como puertos fluviales”, continúa el artículo.

El descubrimiento del antiguo ramal Ahramat explica por qué las pirámides se concentraron en una franja desértica específica cerca de la antigua capital egipcia de Menfis, ya que habrían sido fácilmente accesibles a través del ramal del río durante su construcción.

También revela que muchas de las pirámides tienen una calzada ceremonial que termina directamente en la orilla del ramal Ahramat, lo que sugiere que el río se utilizó para transportar los materiales de construcción.

Fuente: elperiódico.com

ReferenciaThe Egyptian pyramid chain was built along the now abandoned Ahramat Nile Branch. Eman Ghoneim et al. Communications Earth & Environment volume 5, Article number: 233 (2024). DOI: https://doi.org/10.1038/s43247-024-01379-7

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Gobierno de Milei no paga la luz
La UCR anticipó que la semana que viene votará la Ley Bases como el gobierno quiere
Una familia de clase media necesitó en mayo más de 1.240.000 pesos